MarioSegura.com
San José, Costa Rica - Domingo 26 de Marzo del 2017 - 10:53 AM
Honduras
Costa Rica
T&Tobago
México
Panamá
EEUU

Procesos y Humo

Posted on

Share this on anywhere you want!

Cuando pasaba mis días en las aulas de la Jesús Jiménez Zamora, la Niña Hilda Escalante nos enseñaba cómo funcionaban los PROCESOS de traslación y de rotación de la Tierra. Era (y es) algo difícil de comprender. ¿Cómo si el planeta de mueve, da vueltas sobre sí misma y a la vez alrededor del Astro Rey, nosotros no sentimos la velocidad tan alta a la que nos movemos?

Mientras en uno de los recientes fracasos de nuestro CSC se dio cuando el entrenador decía que en las ligas menores no había elementos rescatables, de la mano de estrategas locales exiliados del camerino principal, se desempolvaban las llaves del exhibidor de los Trofeos para introducir sendas copas por haber obtenido campeonatos nacionales de los torneos menores.

Cuando ya bastantes de esos campeones se han pasado de edad y no encontraron espacio alguno en el primer equipo, emigraron y hoy ya juegan en la primera división con otros uniformes y hasta en la Profesional Liga de Ascenso de México, sin que nuestro Club que los formó, reciba ni un cinco en compensación (Pregunta permanente sin respuesta: Y entonces, ¿por qué sí tuvimos que pagar 32 grandes a un equipo que no le dio oportunidad al portero espigado que vino de las montañas de Puriscal?).

Ante aquel nuevo fallo, la valiente Junta Directiva se ilusionó al contratar a un DT multicampeón con su divisa del alma; luego de ser destituido en pleno vuelo sobre nuestro Caribe; quien, en el anuncio de aceptación del nuevo reto, rodeado de los campos de San Isidro de Cucaracha, ¡anunció el inicio de un “nuevo PROCESO”!

Y ahi fue donde recordé lo aprendido desde la época escolar. Una buena institución de fútbol, para ser exitosa, debe vivir en un PROCESO permanente, que se mueva a tan alta velocidad, que los aficionados ni nos demos cuenta de que estamos girando constantemente. El proceso lo debemos “sentir” como una “situación estática”, donde continuamente, torneo a torneo, surgen jugadores de nuestra cantera que ocupan los espacios que van dejando los consagrados; ese es el PROCESO exitoso.

Cuando el nuevo entrenador lo anunció flanqueado por ADRIAN LEANDRO, me ilusioné, porque ahora se anunciaba un retorno a la idea que tanto me tiene convencido que es la vía para volver a ser frecuente invitado a las ansiadas finales de nuestro balónpie.

Pero ese Proceso  no lo entiendo como alineando a 5 inexpertos y entusiasmados jugadores con aún cara de “niños”, sino aprovechando el conocimiento de su tutor, ir haciendo aparecer al nuevo valuarte que entusiasme a la afición, mientras un par de compañeros más ya calentaban al margen de la cancha en espera del llamado a ingresar cuando transcurran los segundos tiempos y otros cuatro congeneracionales viendo  a sus compañeros desde las gradas, sabiendo que con paciencia y dedicación, su sacrificio de entrenar toda la semana con los que defienden la divisa en el campo de juego y salen en tele, pronto les generaría sus ansiados frutos.

El exitoso entrenador laureado en varias temporadas con el equipo de sus amores y al que luego se sacarle un punto en Tibás, puso a dudar a su afición, cuando advirtió que los heredianos que se apoderaron de su divisa amada, les estaban vendiendo humo. (Como quisiera ese humo que solo tres meses después hacía a esos seguidores advertidos, brincar de alegría… una vez más), no ha generado ese “proceso”.

Se han vuelto a cometer los errores, se desperdician los valores y cualidades de los exitosos jugadores de nuestras divisiones inferiores, a tal punto que en lugar de dar oportunidad a un muchacho ante la expulsión de dos titulares o ante la lesión de uno de los importados, se prefirió cambiar el sistema o sostener el cambio, poniendo en evidente riesgo el resultado del juego.

Todavía hay tiempo, esta es una Junta que ha hecho grandes sacrificios y trabaja con honestidad, se cuenta con un DT que le encanta saborear las mieles que traen los tazones reservados a los campeones; se puede y se debe rectificar, la tabla de posiciones nos ayuda, ahí están los canteranos, ahi está (y estará) Adrián; vean aquella conferencia que se dio al son del quijongo, háganlo diferente, ustedes pueden, retomen el PROCESO, ese que cuando funciona, ni lo sentimos.