MarioSegura.com
San José, Costa Rica - Miercoles 18 de Septiembre del 2019 - 10:29 PM

El de la mirada distinta

Posted on

Share this on anywhere you want!

Pablo Aguabella / Publicación Facebook 

Al terminar el partido entre Holanda y Costa Rica en Brasil 2014 había un ambiente tranquilo en el camerino, la derrota tenía un sabor amargo pero también empezaba a sentirse esa idea de que era momento de disfrutar de la historia. Sólo, en una esquina, Keylor Navas era sin duda el más ofuscado, en su cabeza no cabía la derrota, no se tragaba quedarse fuera. Si alguien sabía que la Semifinal del Mundial era alcanzable era él. Esa noche como en todo elMundial había parado lo posible y lo imposible, no había que reprocharse, pero él quería más. Con esa imagen entendí que Navas era diferente.
La historia posterior a esa anécdota todos la conocemos.

En el Madrid nos puso en otra dimensión, a los ticos, a los centroamericanos y todos los que hemos disfrutado de sus logros y los hemos hecho nuestros logros.

A Keylor hay que admirarlo en su rol de futbolista, porque figuras como él se vuelven tan globales que hasta nos creemos con el derecho de ser dueños de su tiempo, de sus palabras y de sus decisiones correctas y equivocadas y los convertimos en seres impolutos sin derecho a cometer errores

En el papel que le toca, el de futbolista, Keylor es sobresaliente. Ha estado 5 años en el club más exigente y mediático del planeta y ha dejado una huella que estoy seguro se agrandará a leyenda. Podrá cambiar de equipo pero su paso ya es parte de un club de muy pocos. Sin que nadie lo pueda borrar.

Creo que en este ascenso a todos nos ha costado el manejo de una figura tan mediática, pasamos de la adoración excelsa a la envidia férrea, pasamos incluso a pensar que no le necesitamos en la Selección como si figuras con su palmarés tuviéramos en cada esquina. Perdemos la perspectiva fácilmente y sé que está época la vamos a añorar en un presente cercano.

Yo desde mi visión periodística no tengo reparo en admirarle. Eso no me hace menos equilibrado, al fin y al cabo creo que Navas, el futbolista, el deportista, se lo ha ganado.

Gracias Keylor por ponernos en el mapa internacional con esa imagen incuestionable de profesional completo, gracias por ser tan testarudo y luchar siempre por estar en la cima. Gracias también por que como consecuencia hoy este pequeño terruño durante 5 años ha estado en el salón de la fama.

Como de costumbre en El Real Madrid las despedidas no son cuentos de hadas. Ni Cristiano, Raul, Hierro o Casillas recibieron homenaje alguno, no iba a pasar con Navas. Él creo que lo entiende mejor que nadie.

Su carrera no se acaba, por suerte, irá a Paris a disfrutar de su talento, a agigantar su legado y porqué no a torcerle nuevamente la ruta al destino.